La alimentación del gato

Purina® la alimentacion del gato

A medida que los gatos envejecen, sus cuerpos requieren una nutrición diferente que en otras etapas de la vida.

 

Durante su primer año de vida, los gatitos experimentan un enorme crecimiento y cambio. Esto significa que sus necesidades nutricionales son muy diferentes durante este período de lo que serán al paso de los años, cuando mantienen una condición corporal ideal en lugar de literalmente construir el cuerpo.

 

¿QUÉ PUEDE COMER?

 

Sigue atentamente las instrucciones del paquete de comida. Por lo general, los gatitos son destetados y mordisquean alimentos sólidos cuando tienen entre 3 y 4 semanas de edad, así dispón de alimentos húmedos para tu gatito en esta fase. Asegúrate de cambiar los alimentos húmedos con frecuencia para garantizar su frescura.

Después del primer y segundo mes de edad, tu gato empezará a comer alimentos secos. Asegúrate de que tenga suficiente agua fresca en un recipiente limpio en todo momento.

 

¿DÓNDE DEBES PONER SU COMIDA?

Como los gatos, en general, son criaturas de hábitos, es importante establecer cierta estructura alrededor de la hora de alimentarlos. Esto puede significar alimentar a tu gatito a la misma hora y lugar todos los días. El lugar donde coma idealmente será tranquilo y alejado del tránsito en casa.

Una vez que hayas encontrado el sitio idóneo, procura no cambiarlo a menos que sea absolutamente necesario o hasta que el gato crezca un poco más. Al crecer puedes colocar sus alimentos en diferentes lugares de la casa, para agregar algo de actividad y ayudarlo "cazar" a lo largo del día.

 

¿QUÉ NUTRIENTES NECESITAN LOS GATOS?

Proteína de alta calidad

DHA, un ácido graso omega-3, que ayuda a nutrir el desarrollo del cerebro y la visión.

Antioxidantes para ayudar a desarrollar el sistema inmune de tu gatito.

Calcio, fósforo y otros minerales para ayudar a la formación de dientes y huesos fuertes

Vitamina A y ácido linoleico, un ácido graso omega-6, que le dan una piel y un pelaje saludables.