Cómo entrenar a un cachorro hogareño

Purina® como entrenar a un cachorro hogareño

Entrenamiento básico 

Tu nuevo cachorro podrá verse perfecto desde tu punto de vista, ¡pero tiene mucho que aprender! Asegúrate de no considerar comportamientos extraños o irregulares como rasgos de su personalidad.  

Crea buenos hábitos 

Para corregir cualquier comportamiento indebido, sigue los siguientes pasos: 

  1. Llama la atención de tu cachorro con una voz grave y seria. Grítale “¡ahhh!”, esto lo incomodará y se detendrá para esperar tu orden. 
  2. Usa el refuerzo positivo. 
  3. Felicita y recompensa el comportamiento adecuado. Con una voz alegre y aguda dile “¡buen perrito!”, y dale algún premio o acarícialo. 

Los científicos conductistas de Purina creen que el refuerzo positivo no sólo es la mejor técnica para tener una buena relación con tu cachorro mientras lo entrenas, sino que también es el más efectivo. Éste es la asociación de una recompensa con un comportamiento deseado. El castigo como método de entrenamiento puede provocar estrés y ansiedad en los cachorros y puede debilitar tu relación con él. 

Consejos para entrenar al cachorro 

  • Ten calma. Muéstrale a tu cachorro qué hacer hasta que responda, luego elógialo. 
  • Nunca pierdas la paciencia, ni golpees a tu cachorro. Él no entenderá por qué estás enojado, ni aprenderá si lo maltratas. En cambio puede tenerte miedo.  
  • Usa premios o snacks para cachorros como recompensa para reforzar su buen comportamiento.  
  • Sé firme y consistente. Asegúrate de usar siempre el mismo tono de voz y las mismas palabras al darle una orden. 
  • Termina cada sesión de entrenamiento con un elogio o caricias.  
  • Si tu cachorro no ha dominado una nueva orden, repítela hasta que la lleve a cabo y felicítalo por hacerlo.